Increíble lo que pueden llegar a hacer algunos con un poco de imaginación (y mucho estudio previo). Vale que muchos de estos sujetalibros y/o estanterías pongan poca atención a la funcionalidad pero… eso. Buenísimos.